Arenque enlatado, sabor y tradición

En Suecia, existe un plato que no todos los suecos lo comen, pero, a pesar de todo, ese plato tiene una difusión y una atención cada vez mayores, incluso entre gastrónomos.

Nos referimos al arenque báltico fermentado que es una tradición. Se hace con arenques en fresa, pescados en primavera y puestos a fermentar en salmuera, según principios antiguos. Un mes antes del primer ágape de la temporada, aproximadamente, se procede a envasarlos en latas de conserva.

A pesar de todo, el proceso de fermentación prosigue y, con el tiempo, la tapa y el fondo de las latas se ponen cóncavos. Tradicionalmente, la mayoría de los productores están en la costa de la región de Norrland, en el norte del país.

Debido a la sobrepresión existente en la lata, esta debe abrirse bajo el agua. Después hay que enjuagar el arenque antes de servirlo. La lata debe abrirse en el exterior, pero el pescado debe comerse en el interior, ya que el “olor” atrae a las moscas.

El arenque báltico fermentado desprende un olor intenso a podrido y penetrante. Los entusiastas adoran ese olor, pero los neófitos se muestran más escépticos. No obstante, el sabor de un arenque báltico bien fermentado no corresponde al olor; más bien al contrario. Su sabor es suave y mordiente al mismo tiempo, sazonado y salado.

¿Quieres reservar una guía?

2 comentarios, deja el tuyo

  1.   Ling Vargas Tank dijo

    Solicita informacion para saber cómo y donde puede comprar arenque en latas

  2.   Ling Vargas Tank dijo

    Donde puede comprar desde Chile arenque en latas grandes o baldes

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*