Obras del maestro Alejandro Obregón

pintor alejandro obregón

Alejandro Obregón está considerado como uno de los grandes pintores hispanoamericanos del siglo XX. Sus creaciones han sido largamente elogiadas tanto por las innovaciones pictóricas que han aportado como por la temática de sus obras, que siempre han abordado temas controvertidos.

Obregón nació en Barcelona (España) en el año 1921. Sin embargo, con sólo 6 años de edad se fue a vivir al país de su padre, Colombia, junto al resto de su familia. Su juventud está marcada por largas estancias en ambos países así como por numeosos viajes por Estados Unidos, Francia y el Reino Unido.

Su formación artística tuvo lugar en la Escuela de Bellas Artes de Boston y en la Llotja de Barcelona. Impregnado de numerosas influencias culturales y artisticas europeas, finalmente se establecio en la ciudad de Cartagena de Indias. Allí, Obregón trabó amistad con grandes artistas colombianos como Ricardo Gómez Campuzano, Enrique Grau, Santiago Martínez o el colombiano-alemán Guillermo Wiedemann. Con algunos de ellos trabajó estrechamente y empezó a desarrollar su estilo propio.

También fue miembro del llamado Grupo de Barranquilla, que reunió a los principales artistas e intelectuales colombianos de mediados de siglo.

condor

El cóndor es uno de los motivos recurrente en muchas de las pinturas de Alejandro Obregón

A la edad de 24 años, Alejandro Obregón empezó a ser reconocido a nivel nacional con su participación en el V Salón Nacional de Artistas de Colombia de 1944, recibiendo las mejores críticas. Años después, después de un viaje por el centro de Europa, consolidó su estilo y se convirtió en el máximo representante de la corriente del expresionismo figurativo en tierras americanas.

En su vida personal destacó por su matrimonio con la pintora inglesa Freda Sargent, con quien se casó en Panamá. Posteriormente se divorció para volver a contraer nupcias, en esta ocasión con la bailarina Sonia Osorio, fundadora del Ballet de Colombia. Con ella tuvo un hijo, Rodrigo Osorio, conocido actor de cne y televisión. También fue una constante en su vida la pasión por la velocidad y los coches de carreras.

alejandro obregon

Una fotografía del pintor tomada en la década de los 50, a las puertas de la consagración de Alejandro Obregón como gran artista colombiano del siglo XX.

A mediados de los años 70 pasó a desempeñar el cargo de director del Museo de Arte Moderno de Bogotá.

Alejandro Obregón falleció en la ciudad de Cartagena en el año 1992, dejando tras de sí un impresionante legado artístico que se puede resumir con una de sus más famosas reflexiones:

«Yo no creo en las escuelas de pintura; creo en buena pintura y nada más. La pintura es una expresión individual y hay tendencias como personalidades. He admirado los buenos pintores, los españoles sobre todo, pero considero que ninguno ha ejercido una influencia decisiva en mi formación».

Obras más destacadas

A continuación una breve pero representativa muestra de las grandes obras de Alejandro Obregón. Una selección que resueme bastante bien su inigualable estilo y su lenguaje artístico:

El Jarro Azul (1939) es una de las primeras obras del artista, creada con apenas 19 años de edad. Refleja la primera incursión de Alejandro Obregón en el mundo de las vanguardias pictóricas. Años más tarde pnitaría Retrato de un pintor (1943), obra con la que se dio a conocer dentro de los grandes círculos artísticos de España.

A principios de la década de los 50 el estilo de Obregón alcanza su plena definició y madurez. Influido por el cubismo, el maestro realizó composiciones milagrosamente equilibradas entre las que se pueden destacar Puertas y el espacio (1951), Bodegón en amarillo (1955) y Greguerías y camaleón (1957).

violencia

Violencia (1962), la obra que consagró a Alejandro Obregón como el pintor más influyente de Colombia en el siglo XX

Tras la madurez llegó la consagración, en la decada de los años 60. Alejandro Obregón se convirtió en el pintor más importante del país, siendo premiado hasta en dos ocasiones con el primer premio de Pintura en el Salón Nacional. Las obras que le valieron tal reconocimiento fueron Violencia (1962) e Ícaro y las avispas (1966). Otras obras destacadas de este periodo son Naufragio (1960), El mago del Caribe (1961), Homenaje a Gaitán Durán (1962) y Volcán submarino (1965).

Algunas pinturas de Obregón poseen un gran contenido social y de denuncia. El estudiante muerto y Luto por un estudiante, ambas del año 1957, sirvieron para denunciar el golpe de estado de Gustavo Rojas Pinilla. En su pintura, el gallo es la representación alegórica del dictador.

En su etapa final Alejadro Obregón abandonó progresivamente la técnica del óleo por la de la pintura acrílica. Esto le condujo poco a poco a practicar la pintura sobre grandes superficies como fachadas de edificios y olvidarse de los radicionales lienzos. Esta fascinación por la pintura mural le llevó a realizar obras de gran reconocimiento en lugares tan emblemáticos como el edificio del Senado de la República o la Biblioteca Luis Ángel Arango.

 

¿Quieres reservar una guía?

El contenido del artículo se adhiere a nuestros principios de ética editorial. Para notificar un error pincha aquí.

5 comentarios, deja el tuyo

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1.   sarita dijo

    sus obras son unas maravillas

  2.   Maria Eperanza dijo

    que
    hermosas pinturas hizo

  3.   JORGE SAENZ dijo

    vendo este afiche original cada uno a $50.000 (CONDOR) TAMAÑO PLIEGO ADQUIRIDOS A TRAVES DE
    COOPERARTES TEL 2767321 BOGOTA

  4.   maria cecilia tirado basilio dijo

    claro q vivio su vida siendo especial y famoso con sus obras felicidades a su flia

  5.   rosa narrarvaes dijo

    Q PINTURA MARAVILLOSA