Información sobre los hospitales de Lisboa.

Categorías: General, Sociedad

Al visitar un nuevo lugar siempre tendemos a informarnos sobre atracciones turísticas y sitios curiosos para conocer. Hoy, sin embargo, te informaré sobre algo que necesitas saber ante cualquier urgencia. Se trata ni más ni menos que de los hospitales más relevantes de la capital portuguesa. Apunta la información que te otorgo a continuación por si acaso la llegaras a necesitar:

Como en todas las ciudades, Lisboa cuenta con hospitales públicos y privados. Si perteneces a la Unión Europea deberás llevar tu pasaporte en mano o alguna credencial que certifique dicha identidad. Es requisito que muestres tus certificados para que puedan atenderte en cualquier guardia de hospital de Lisboa. Si eres español y pretendes atenderte en algún hospital público deberás llevar contigo tu libreta sanitaria europea. Gracias a ella te atenderán de forma gratuita.

Si perteneces a otra parte del mundo, deberás dirigirte siempre a algún centro de salud de carácter público. Los hospitales privados se reservan el derecho de admisión. A su vez, lleva contigo siempre tu pasaporte y documento de identidad para que puedan atenderte sin problemas.

Te aclaramos que en el área de urgencias de los hospitales no se entregan certificados médicos. Si necesitas uno deberás pagar una consulta con algún  medico previo a la solicitud de un turno para que te atienda en su propio consultorio. Se estima que el valor de la cita con un médico clínico ronda entre los 70 y 100 euros.

El número destinado para urgencias es el 112.

Los centros de salud más importantes de Lisboa son:

Hospital San José Calle José Antonio Serrano Teléfono: 2 18 84 10 00

Hospital Santa María Avenida Prof. Egas Moniz Teléfono: 2 17 90 12 00 Hospital Da Luz Avenida Lusíada, 100 Teléfono: 351 217 104 400 Hospital Sao Francisco Xavier Est. Forte A. Duque - 1400 Lisboa Teléfono: 21 301 73 51. Imágen: taqkilla.

Monumento a Don Pedro IV, rey de Portugal.

Categorías: Cultura, Monumentos, Turismo

Ubicado justo al frente del hermoso teatro de Donha María II encontraremos uno de los monumentos más significativos de todo Lisboa, aquel que rinde homenaje a Dom Pedro IV, quien fuera emperador de Brasil y posteriormente rey de Portugal.

Fue el mismo quien en el año 1826 se encargó de otorgar a sus queridos portugueses la Carta Constitucional y representar al todos los liberales portugueses. En el monumento, obra del escultor Elías Robert y del arquitecto Gabriel Davioud, podremos observar además de su figura, cuatro alegorías representativas de los valores de justicia, prudencia, fortaleza y templanza así como también diferentes escudos que refieren a las ciudades más importantes de Portugal.

Este significativo monumento se alza en la hermosa Plaza do Rossio. En los dos extremos de la plaza podremos divisar además dos fuentes de agua decoradas con motivos alusivos a las ciudades portuguesas.

También encontraremos el famoso Café Nicola, construido en 1929 por Raúl Tojal y Norte Júnior. Todos los años cientos de turistas asisten a lo que es considerado uno de los monumentos históricos más relevantes de toda la ciudad.

Te aconsejo que cuando visites el lugar lo hagas con un guía turístico ya que la historia del lugar y de sus monumentos es muy interesante.

Imágen: Vikingo´s Pub.

Los famosos Petiscos

Categorías: Gastronomía

Los llamados Petiscos son una especie de aperitivos, digamos las tapas portuguesas, muy consumidos no sólo en Lisboa sino en prácticamente todo el país.

No se deben confundir los petiscos con los salgados que son pastelitos salados más bien competencia de las pastelerías y no tanto de los bares o restaurantes.

El momento prreferido por los portugueses para tomar este aperitivo suele ser a última hora de la tarde, en una sencilla tasca con un vino y un petisco.

Existe una gran variedad de petiscos entre los que elegie, algunos de los más típicos que suelen encontrarse en los bares son las aceitunas generalmente de las negras, chipirones fritos y almejas sobre todo en las zonas de costa, higo con jamón o melón con jamón, algunos tipos de quesos portugueses, ensalada de judías blancas y, por supueso,uno de los platos principales del país, el bacalao, que puede servirse como petisco de muy diversas formas, por ejemplo bacalao dorado, croquetas o buñuelos de bacalao o ensalada de garbanzos y bacalao entre otros.

Una nota importante para terminar. Estos aperitivos suelen servirse en los restaurantes mientras se espera la comida. No se eligen, sino que probablemente ya estarán en la mesa cuando nos sentemos en ella y si se consumen se pagan.

Fotografía vía Airefresco