DKV Joventut 65 – Barça 68

Parecía que seria una victoria clara y sencilla. Pero al final los del Barça se encontraron con un hueso duro de roer. Una Penya, que lucho por el partido y que demostró un inicio de cambio de actitud.

El resultado de 65 a 68 deja patente dicha lucha y parece que los de Pepu empiezan a dar señales de vida. Esperamos que no sea una falsa impresión.

La verdad que ambos equipos llegaban en unas condiciones poco favorables. Los del Barça están fuera de la Euroliga y eso les dejo tocados. En el encuentro los de la Penya se convirtieron en un hueso duro de roer, hasta que los visitantes tuvieron que sacar a Navarro para que les terminara de salvar el partido.

Al final Llovet y Pepu fueron ovacionados. Ya que el pivote dio una lección de lo que tiene que tener un jugador en la pista: actitud. Llovet demostró que los que deben jugar son los que se lo ganan, independientemente de si son grandes fichajes como si no.

Esperamos que sigan por este buen camino, que a pesar de estar fuera de la zona de play-off, sigan luchando cada partido como si fuera el último.

¿Quieres reservar una guía?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *