El vino en la antigua Grecia

En la Antigua Grecia se tomaba vino tinto, rosado o blanco. Las producciones más grandes eran en Tasos, Lesbos, Quíos, y Rodas, y había gran producción de vino de mesa, el peleón ligero  era aclarado con agua del residuo formado con los pellejos de las uvas, este vino lo reservaba el productor para si.
Los griegos antiguos también aromatizaban al vino con miel, canela y con tomillo.
Los griegos modernos producen vino retsina, con resina de pino, los antiguos griegos no conocían esa variedad.
Incluso Eliano menciona la mezcla de vino con perfume, también tomaban vino cocido y vino dulce.
Por las distintas versiones se cree que la graduación del vino de los antiguos griegos era superior a la actual y aunque se tomaba el vino puro era más común tomarlo aguado.
El vino puro también se usaba como medicamento, y le adjudicaban medidas curativas.
En la Antigua Grecia las mujeres tomaban vino sólo  como medicina.
En Esparta era el único lugar donde las mujeres podían beber vino en forma normal.
Pero la ley de Massalia decía  que las mujeres solo podían beber agua.
Se creía que el vino de Herea de Arcadia volvía loco a los hombre y fértiles a las mujeres.
El vino Aqueo lo consumían las mujeres que querían abortar.
Según el uso que iba a tener el vino era en lo que lo almacenaban, para uso local lo guardaban en odres de piel, los que estaban destinados a la venta lo ponían en grandes jarras de terracota pithoi, y luego se los trasvasaba a ánforas.
En la Antigua Grecia los grandes crudos llevaban el sello del productor o del magistrado de la ciudad para garantizar el origen, lo que actualmente se llama origen controlado.

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

¿Quieres reservar una guía?