La belleza barroca de la Iglesia de San Gregorio Armeno, en Nápoles

Frescos de Luca Giordano

La ciudad capital de la región de Campania es Nápoles, ciudad que tiene el privilegio de ser una de las ciudades continuamente habitadas más antiguas del mundo ya que data de a Edad de Bronce. Los griegos llegaron en el segundo milenio antes de Cristo, fundaron una colonia, y después llegarían los romanos.

Como siempre decimos, un sitio con tanta historia tiene muchísimos tesoros culturales y entre ellos hay iglesias, monasterios, conventos. En Nápoles uno de los más importantes es la Iglesia San Gregorio Armeno. También es un monasterio y cuenta como uno de los más hermosos complejos de estilo barroco en la ciudad y en Italia. Un grupo de monjas, huyendo del Imperio Bizantino, llegó a la ciudad y construyó la iglesia en el siglo X sobre los restos de un templo romano dedicado a Ceres.

Traían consigo las reliquias de San Gregorio, obispo de Armenia. Las obras de la iglesia actual las emprendieron los benedictinos en el siglo XVI: una nave única y central con cinco arcadas laterales, cinco capillas y una Escalinata Sagrada que usaban las monjas en sus penitencias. La decoración interna es hermosa. La cúpula fue realizada por Luca Giordano con escenas de la vida del santo, los altares también han sido realizados por artistas renombrados de la época, Malinconico, De Rosa, y lo mismo los frescos que están por todos lados.

Lo que no debes dejar de conocer es el claustro que data de fines del siglo XVI, con una fuente de mármol ubicada en el centro con delfines y otros animales marinos como decoración, realizada por Matteo Bottiglieri.

 

¿Quieres reservar una guía?

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*