La costa del Pacífico de Perú

paracas

El desierto y el mar se encuentran de forma maravillosa en Paracas, en el departamento de Ica, en Perú, a pocas horas al sur de Lima. Los acantilados al borde de las playas están llenos de vida. Millones de aves encuentran refugio y otros muchos procedentes del norte y del sur.

En efecto, Paracas es el medio natural de muchas aves y de grandes colonias de lobos marinos. De esta forma, un lugar de vista anual de las aves migratorias y último refugio de una serie de especies en vía de extinción, como el gato marino o chingungo, el pingüino de Humboldt y los parihuanas o flamencos.

Ica es indisociable del pisco, una bebida emblemática del país que significa “pájaro” en quechua. La ciudad también es lugar de una leyenda relacionada con el Inca Pachacutec.

Este se habría enamorado de una virgen del valle de Ica. Pero la joven no compartía sus sentimientos y todos los esfuerzos de seducción del emperador no le hicieron cambiar de opinión. Pachacutec, a modo de despedida, decidió llevar agua corriente hasta la ciudad de la joven.

La historia dice que durante 45 días, más de 40 000 hombres del Inca fueron movilizados para cavar el canal principal, Achirana, que sigue irrigando hoy en día los cultivos del valle.

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

¿Quieres reservar una guía?