Las populares choco-bananas japonesas

Choco-bananas

Por lo general, los dulces japoneses se caracterizan por su delicadeza, aunque también hay sitio para productos más rotundos, como es el caso de las choco-bananas, las cuales, no obstante, no están exentas de una cierta dificultad en su elaboración.

Como nos advierte su nombre, los dos ingredientes principales de las choco-bananas son el chocolate y el plátano. Una unión de sabores muy apetecible, desde luego, aunque nada recomendable para las personas a dieta por el gran número de calorías que contiene.

Se trata de un plátano bañado en chocolate al que más tarde se le espolvorea fideos dulces de colores por encima para que resulten más llamativos. Y por si eso no fuera suficiente, a menudo se le añaden colorantes al chocolate para obtener choco-bananas azules, rosas y casi de cualquier color que se nos ocurra.

Las choco-bananas se venden en los puestos callejeros de comida (yatai) durante los festivales, siendo uno de los productos que más triunfan, sobre todo entre los más pequeños. En la imagen de cabecera, puedes ver cómo el confitero no sólo expone los plátanos empleados (que, por cierto, tienen un aspecto magnífico), sino que, además, prepara las choco-bananas delante delante de todo el mundo. Aunque no siempre es así. A veces ya llegan al puesto con ellas listas para vender.

Al igual que sucede con las manzanas caramelizadas, tan populares en las ferias de occidente, las choco-bananas se pinchan en un palo para que resulte más cómodo comérselas, ya que, hay que recordar, que la gracia consiste en ir dándole bocados mientras nos movemos por las distintas atracciones que alberguen los festivales y celebraciones en cuestión.

Foto – flickr

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

¿Quieres reservar una guía?