Lección de honradez

La humildad y la honradez no se pueden comprar y hoy en día son dos virtudes que muy poca gente tiene, pero que tal como se dice en Galicia “haberlas háilas”. El propietario de un bar de Gijón entregó a la Policía Nacional en la tarde de ayer un bolso con 2.120 euros en efectivo que pertenecía a una mujer que no pudo localizar tras haberse olvidado el bolso en su establecimiento.

El dueño del bar llamó a los agentes avisando que una señora de mediana edad se había olvidado un bolso que contenía diferentes efectos personales y un sobre de una entidad bancaria donde se encontraba la citada cantidad de dinero.

Su propietaria no se dio cuenta de su desaparición hasta después de cenar en otro restaurante, donde sin encontrarlo tras su búsqueda se fue al primer bar para ver si lo había dejado allí. Y al llegar, el dueño le informó que los agentes de la Policía Nacional tenían el bolso en su poder.

La verdad es que muy pocas veces podemos leer noticias como estas y mucho menos en la situación económica en la que nos encontramos, pero reconforta saber que aún hay gente humilde y honrada.

¿Quieres reservar una guía?

Categorías

Noticias

Absolut Gijón

Todo lo que necesitas saber sobre Gijón, una de las ciudades que merece la pena visitar para disfrutar de lo que tiene que ofrecerte.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *