Los alrededores de Fuerteventura

En Fuerteventura, la aridez de la tierra ha dado lugar a la formación de barrancos y en segundo lugar a su litoral que está salpicado de hermosas playas de fina arena y dunas que se abren a las aguas turquesa del océano.

El mar es, precisamente, el principal activo de la isla, no sólo por la gran riqueza biológica de sus fondos marinos, sino también porque sus aguas son particularmente propicias para la práctica de la vela, y sobre todo del windsurf, un deporte que cada año atrae a miles de aficionados y profesionales.

La isla de Fuerteventura es el hogar de varias ciudades turísticas. En el extremo norte, se encuentra Corralejo, con su larga playa bordeada de dunas. En el centro de la isla, a pocos kilómetros de la capital, podemos visitar Caleta de Fuste. Pero más al sur, en la península de Jandía, se concentra la mayor infraestructura turística de la isla.

Este es el caso de Costa Calma, un pueblo cerca de la playa de Sotavento, y Morro Jable. Estos dos centros turísticos tienen escuelas donde cada turista que lo desee puede aprender a practicar surf y otros deportes náuticos como el buceo.

El bajo número de habitantes de la isla ha favorecido la conservación de los ecosistemas, tales como el parque natural de Corralejo, al noreste de la isla, que contiene enormes dunas costeras. Frente a ella, se encuentra el parque natural del Islote de Lobos, con su valioso hábitat que alberga muchas especies de plantas autóctonas. Por último, al sur se encuentra el parque natural de Jandía, un espacio que también alberga muchos animales y especies de plantas diferentes.

¿Quieres reservar una guía?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *