Los labios rojos de las antiguas mujeres chinas

maquillaje chino

Las mujeres nos hemos maquillado siempre. No hay como la coquetería femenina y las chinas vienen maquillándose desde hace muchos siglos. Los ojos bien negros y los labios bien rojos son la clásica postal que se popularizó durante los años de la Dinastía Tang, antes del año 1000.  Siete eran los componentes del maquillaje en la antigua China: polvo, rubor, delineador de ojos, polvo dorado, pintura de hoyuelos, decoración de las mejillas y color en los labios. Y estos últimos eran muy especiales para las chinas.

¿ Por qué? Pues porque los labios eran el espejo del carácter de la persona. Eran una parte muy importante de la decoración del rostro femenino chino y su pintura y diseño tiene una larga historia de estilos que con los años y las modas fueron cambiando. Los labios rojos se usan en China casi desde siempre. Se ha encontrado la estatua de una diosa de tamaño natural con labios rojos y se la ha datado en 5000 años, así que puedes darte una idea de que la moda apareció hace miles de años y no recientemente. Los especialistas dicen que en principio fue algo religioso pero después se extendió  y alrededor de la costumbre nació una pequeña industria de maquillaje. Para entonces no existía la palabra lápiz labial así que se lo llamaba bálsamo para los labios y en un principio no era algo exclusivo de las mujeres pues se lo utilizaba también para calmar los labios resecos o lastimados así que era para hombres y mujeres por igual.

Los pigmentos originales se obtenían de los zumos de las plantas, minerales o sangre animal. Se usaba bermellón, un compuesto con mercurio que determinaba el color perfecto pero que se iba rápido y no duraba mucho. Así que después se le agregó cera mineral y grasa animal y así quedó un labial a prueba de agua y con mucha adhesión. Claro que no era un típico labial en barra sino una pasta que se guardaba en una caja, recién en tiempos de las dinastías Sui y Tang apareció la barra tubular y más fácil de llevar. Lo maravilloso era que además de rojo y suave este bálsamo era fragante y se le solía agregar fragancias encantadoras. Y después la moda hizo el resto pues las mujeres empezaron a inventar diseños a la hora de pintarse la boca: corazones, flores, círculos, extraños diseños que no cubrían por completo ambos labios.

Fuente y foto: vía Cultural China

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

¿Quieres reservar una guía?