Los radares urbanos surten efecto

Según datos estadísticos, en Gijón los ocho radares urbanos surten efecto y en la ciudad se circula más despacio.

Los radares se encuentran instalados en la avenida de Juan Carlos I, en la avenida del Príncipe de Asturias, en la avenida de Sanz Crespo, en la avenida de Oviedo, en la carretera de la Carbonera, en la carretera de Pola de Siero y en la avenida de Justo del Castillo.

Llevan en funcionamiento desde el 7 de julio de 2008 y desde entonces tan sólo un 0,51 % de los conductores sobrepasa el límite de velocidad permitido. En este año de funcionamiento, se han registrado 25.409 vehículos circulando a una velocidad por encima de lo permitido. En general el balance ha sido más que satisfactorio, la media de velocidad ha descendido a 44,51 kilómetros por hora.

Los conductores son más prudentes, quizá por librarse de la sanción, pero lo más importante de todo es que se han reducido los accidentes y los atropellos a viandantes.

¿Quieres reservar una guía?

Categorías

Noticias

Absolut Gijón

Todo lo que necesitas saber sobre Gijón, una de las ciudades que merece la pena visitar para disfrutar de lo que tiene que ofrecerte.

Un comentario

  1.   blicu dijo

    Bueno, supongamos un beneficio neto de 100€ por multa, eso es mas de 2.5 millones de euros… jeje

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *