Patinaje sobre hielo en los maravillosos canales congelados de Ámsterdam

Normalmente cuando uno piensa en ir a patinar sobre hielo al instante se le viene a la cabeza una pista especial para dicha cuestión, pero si en el momento en que nos dan ganas de patinar sobre hielo nos encontramos en la maravillosa Ámsterdam, podremos optar por una opción bastante diferente, patinar sobre los canales congelados de la ciudad.

Si bien no es algo que se de todos los años, normalmente cada dos o tres años en Ámsterdam, durante el invierno, por supuesto, el frío es suficiente como para darle a los hielos que se forman sobre los canales de la ciudad, la dureza necesaria para soportar a los patinadores, sin que estos se encuentren ente el riesgo de caerse a las aguas congeladas.

Cabe destacar que prácticamente nunca se puede practicar esta actividad en los canales que atraviesan la ciudad, ya que las construcciones disminuyen bastante la potencia del frío, pero si se lo puede hacer en los canales de las afueras de Ámsterdam, como por ejemplo el canal de Kinderdijk.

Es tanta la aceptación de esta actividad por parte de las personas que se encuentran en Ámsterdam cuando se dan las condiciones para practicar la misma con total seguridad, que se ha llegado a plantear la idea de que el patinaje sobre hielo en los canales se convierta en un evento nacional.

Por supuesto que en los canales en los que las personas se reúnen para patinar, las autoridades siempre están presentes, por lo que los mismos cuentan con personal médico, policía e incluso bomberos, para velar por la seguridad e las personas que simplemente desean divertirse sanamente.

¿Quieres reservar una guía?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*