‘Sab’, la primera novela antiesclavista de la historia

Gertrudis Gómez de Avellaneda

Ya hacía tiempo que en este blog no hablábamos de literatura caribeña. Tras varios posts hablando de naturaleza y lugares para visitar en el Caribe, hoy vamos a hablar de una curiosidad literaria que a lo mejor pocos conocen.

Me refiero a Gertrudis Gómez de Avellaneda, autora de la que es considerada la primera novela antiesclavista de la historia: Sab.

Nacida en Puerto Príncipe, actual Camagüey (Cuba), en marzo de 1814, era hija de Manuel Gómez de Avellaneda, comandante de Marina español destinado a Cuba, y de Francisca de Arteaga y Betancourt, una cubana perteneciente a una ilustre y acaudalada familia isleña.

Acabó convirtiéndose en una de las figuras más importantes del Romanticismo español. Gracias a la buena educación recibida y la lectura de escritores románticos franceses e ingleses como Byron, Victor Hugo, Lamartine, Chateaubriand o Madame de Staë, su vocación literaria se ve reforzada desde la infancia y desde muy temprana edad muestra su determinación por vivir su propia vida rechazando, por ejemplo, un matrimonio concertado que le supondría ser desheredada por su abuelo.

En 1836 se traslada a España, país en el que residió hasta su muerte en 1873 y donde desarrolló su carrera literaria cosechado grandes éxitos.

Aunque está considerada una de las precursoras de la novela hispanoamericana, además de ser considerada por Marcelino Menéndez y Pelayo como una de las poetisas más grandes en lengua castellana, hoy queremos destacar su novela Sab.

Publicada en 1841, el libro trata la situación de los esclavos y  las mujeres en la Cuba del siglo XIX a partir de la historia del protagonista, Sab. Todavía colonia española, Cuba en la época de la novela contaba con unos 400.000 esclavos.

La novela cuenta la historia de un esclavo mulato, Sab, quien enamorado de Carlota, hija de su amo, llega al mayor grado de abnegación haciendo que toda una fortuna, legítimamente suya, pase a manos de la mujer amada sin conocimiento de la misma, con lo cuál hace posible el casamiento de Carlota con Enrique, el hombre de sus sueños.

Aunque la esclavitud está en el centro de la historia y precede en once años a La cabaña del tío Tom, de Harriet Beecher Stowe, muchas voces críticas le niegan la suficiente conciencia social como para pertenecer a la literatura abolicionista y tanto más, para ser considerada la primera novela antiesclavista de la historia.

Sin embargo, la indudable pasión acerca de las cuestiones del amor, de la virtud y de la ética vienen reforzadas de una crítica atrevida sobre la esclavitud y los derechos humanos en una época en la cual tales aproximaciones eran peligrosas.

La Avellaneda intenta romper con los valores establecidos y sobre todo, subrayar el poder del amor que no conoce otros límites que los del propio corazón humano.

Una de las grandes novelas caribeñas de la historia.

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

¿Quieres reservar una guía?