Susurros del mar

Te aconsejo sentarte en el paseo marítimo y mirar el mar… ¡Qué sensación! Sobre las 6 de la tarde, y en este mes de Septiembre, el calor ya no aprieta de forma sofocante y se está plácidamente observando ese mar hermoso y Mediterráneo que nos baña todos los días.

La brisa refrescante puede llevarte a tapar tus hombros con el chal. El rato bien merece brindar… ¿Por qué no abrir esa minibotella de cava y servirte una copa? Si compartes la ocasión con buena compañía, notaréis que el simple hecho de la hermosa situación, puede llevaros a dejar la conversación para después.

Me encanta este mes, es época de cambios, de comienzos, de buenos propósitos. He decidido sentarme a contemplar el mar y esperar a que con sus susurros me dé la clave para empezar de nuevo. Me gusta poder compartir con vosotros este truco, pues seguro que muchos no sabíais que el mar sabe muchas cosas, sólo tienes que sentarte y prestar mucha atención.

¿Quieres reservar una guía?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *