Si viajas al extranjero: ¿Roaming o SIM prepago del país que visitas?

Hoy en día ya es casi imposible vivir sin nuestro teléfono móvil. En vacaciones, todavía los usamos más ya que nos permiten estar conectados en todo momento, buscando la información necesaria. Pero, ¿y si viajas al extranjero?. Quizás el estar conectados nos preocupa más por las facturas que puedan llegar. Hoy hablamos de las dos opciones que tenemos para evitar sorpresas: El roaming o la SIM prepago.

Dos opciones con sus ventajas pero también inconvenientes. Pero ambas, nos permiten poder acceder al buen uso de nuestro dispositivo móvil. Ya sea para realizar llamadas como para estar siempre conectado a internet. ¡Descubre todos los detalles de cada opción, para no llevarte sorpresas y poder disfrutar de tu viaje!.

¿Qué es el roaming y cuáles son sus ventajas?

De esta primera opción, seguro que has escuchado hablar y mucho. Quizás es la más cómoda y eso ya lleva una ventaja implícita. Pero en primer lugar, hay que decir que el roaming o también llamada itinerancia, se da cuando nos conectamos a una red que es diferente de la contratada. Es decir, cuando estamos fuera de la cobertura nacional de nuestra compañía. Las empresas de telefonía tienen unos acuerdos que permiten que nos podamos conectar a una red extranjera.

Así que, la conexión la tenemos asegurada, pero ojo, las tarifas que se te apliquen ya dependerán del país en el que te encuentres. En este caso, no tendrán nada que ver con el operador. Para el alivio de muchos viajeros, en el verano del 2017, se llegó a un acuerdo para eliminar el roaming en los países de la Unión Europea. Esto viene a traducirse como que no nos costará de más, el poder conectarnos a internet o hacer llamadas. Eso sí, siempre y cuando nuestra compañía también opere en dichos países.

Aunque es cierto que siempre hay que leer la letra pequeña. Ya que no podremos sobrepasar los cuatro meses en el extranjero y que al usar mucho los datos móviles se puede fijar un tope. A partir de ahí, sí pueden cobrar un extra. Pero lógicamente, no será demasiado alto. Lo mejor es siempre asegurarse antes de salir de viaje. Por eso, podemos decir que estamos ante una opción sencilla, que está teniendo cada vez más facilidades y que además, ya son muchas las compañías que ofrecen algunos bonos o hasta incluyen ciertos países gratuitos desde los que podemos llamar sin tener que preocuparnos de cuando llegue la factura.

SIM prepago del país que visitamos

Mucha gente, para ahorrarse el disgusto, se lanza a por una SIM prepago. Es decir, se trata de una tarjeta local de ese país que vas a visitar. Pero es cierto que necesitarás un móvil libre para poder colocar dicha tarjeta. ¿Cómo saber si mi iPhone es libre? Siguiendo las instrucciones del link que te acabamos de dejar lo puedes averiguar fácilmente. Si tienes un móvil de otra marca también es fácil averiguarlo a través de la factura o probando a insertar una SIM de otro operador para ver si la acepta.

También podemos contar con un móvil dual SIM, que son muy comunes. Porque sino, no recibirás las llamadas en tu número de siempre. Pero no te preocupes porque el Whatsapp sí que seguirá funcionando como el primer día.

Así que, este tipo de tarjetas ya traen un saldo, pero cuando quieras, podrás volver a recargarlo. Sin duda, es la opción más económica. Al mismo tiempo, sabemos que podemos hacer uso de internet siempre que queramos. Dependiendo de los días que nos vayamos de viaje, también podemos comprar SIM que se ajuste a dicho viaje. Es cierto que cuantos más días estés, puedes encontrar mejores ofertas. En general, son muy sencillas de usar ya que solamente habrá que seguir las instrucciones y añadir el código asociado que lleva la tarjeta, siempre que queramos llamar.

Roaming o SIM prepago

Ahora ya conocemos las dos opciones que tenemos a la hora de salir de nuestras fronteras: el roaming o SIM prepago. El móvil lo vamos a usar y mucho. No solo para llamar o para que nos llamen, sino también para usar diversas aplicaciones. Por lo que piensa que la mayor parte del tiempo estarás conectado. Como bien hemos dicho anteriormente, el roaming dentro de los países de la Unión Europa es una buena idea. Pero antes infórmate de que tu compañía cuenta con este servicio.

Pero si tu destino todavía está más lejos, entonces opta por la tarjeta SIM prepago. La podrás comprar vía internet o en tiendas especializadas. Incluso en algunas aerolíneas también se pueden adquirir: Las puedes comprar directamente en el avión. Éstas son las denominadas SIM internacionales, aunque también las tienes para un país determinado, por si tu destino está fijo y no tienes que viajar de un lado a otro.

Si comparamos, la mejor idea para muchos usuarios sigue siendo el comprar una tarjeta SIM en nuestro destino, ¿por qué?, pues porque tendremos conexión ilimitada a internet, con un número alto de megas de descarga y también esos minutos más económicos a la hora de tener que llamar. ¡Numerosas opciones con el fin de poder ahorrarnos unos euros, que nunca vienen mal!.

¿Quieres reservar una guía?

Categorías

Viajes

Desde pequeña tenía claro que lo mío era ser profesora. De ahí que me haya licenciado en Filología Inglesa. Algo que se puede combinar a la perfección con mi pasión por la moda, la belleza, los tatuajes o la actualidad. Si a todo esto le añadimos un poco de música rock, ya tenemos el menú completo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*