El Día de San Valentín, según los italianos

día de los enamorados

El 14 de febrero se celebra en todo el mundo el Día de San Valentín o el Día de los Enamorados, también en Italia. Y aunque esta es una fecha del calendario tomada por su vertiente comercial y por la sociedad de consumo, también es el día más importante del año para las parejas de enamorados.

También es cierto que esta fecha universal se vive de forma diferente en cada país o región del planeta. Hoy vamos a ver cómo celebran el Día de San Valentín los italianos, siempre apasionados y creativos. No por casualidad estamos hablando del país de Romeo y Julieta.

El origen de San Valentín

La tradición italiana cobra sentido al explorar la vida del santo que da origen a la celebración. En realidad San Valentín vivió en Italia en el siglo III d.C., bajo el reinado del emperador romano Claudio II.

En aquella época, anterior al Edito de Milán del año 313 que concedía libertad de culto a todos los ciudadanos del imperio, los cristianos eran todavía perseguidos. Valentín fue uno de ellos. Como sacerdote de la religión prohibida, fue detenido, torturado y finalmente ejecutado. Sus restos fueron enterrados en la Vía Flaminia.

Terni, Umbría

Basílica de San Valentín en Terni (Italia)

Actualmente los restos del mártir descansan en la Basílica de San Valentín en Terni, localidad natal del santo. Allí tiene lugar una emotiva celebración cada 14 de febrero. En ella participan miles de parejas que buscan recibir la bendición del santo para su futura boda.

Costumbres italianas de San Valentín

Como en el resto del mundo, en Italia los enamorados celebran el Día de San Valentín con una cena romántica o intercambiando regalos: flores, bombones, etc. Sin embargo, existen algunas costumbres y tradiciones realmente originales que sólo se encuentran en este país. Estas son algunas de las más populares:

La mujer en el balcón

Esta vieja costumbre es practicada (o eso dicen) en todo el país por las chicas que no tienen pareja o todavía no han encontrado el amor. Para ellas, el Dia de San Valentín hay poco que celebrar, aunque por otra parte les ofrece la posibilidad de encontrar a su pareja ideal con este rito.

Así, después de la mágica noche del Día de los Enamorados, las mujeres que buscan el amor deben asomarse al balcón (o a la ventana) y esperar a que aparezca un hombre. Según la vieja tradición, el primer hombre que vean se convertirá en su esposo antes de un año.

Sea cierto no, las italianas respetan la tradición y no faltan a su cita, con la esperanza de que el soltero que pase bajo su balcón sea un hombre joven, apuesto y con posibles.

Bacio perugina

Uno de los dulces más famosos de Italia se produce en la ciudad de Perugia desde 1922. Se trata del Bacio perugina, o «beso de Perugia», uno de los regalos clásicos para el Día de San Valentín en Italia.

beso de Perugia

Bacio Perugina, bombón de San Valentín

La repostera Luisa Spagnoli fue la creadora de este bombón y la que tuvo la idea de incluir frases románticas en el interior de su envoltorio. Dicen las malas lenguas que esos mensajes de amor escritos a mano estaban dirigidos a su amante secreto.

Cierto o no, aquella simple y divertida ocurrencia se popularizó con el tiempo y hoy los «besos de Perugia» son conocidos en toda Italia.

Los candados del amor

Aunque esta costumbre de enamorados se encuentra hoy extendida por todo el mundo, la verdad es que la idea nació en Italia. Es además una tradición relativamente moderna.

puente enamorados

El Puente de los enamorados, un gran destino romántico

Todo empezó con la publicación en 1992 de la novela Tre metri sopra in celo (en español, «Tres metros sobre el cielo»), de Federico Moccia. En ella, una pareja de jóvenes enamorados escribe sus nombres en un candado y lo cierran en una barandilla del Puente Milvio, en Roma. Después arrojan la llave a las aguas del río Tíber, quedando así su amor sellado para siempre.

Seguro que Moccia no pudo llegar a imaginar el éxito de la idea que inventó para su novela. El Puente Milvio pasó a ser conocido como el «puente de los amantes», al tiempo que muchas parejas de todo el mundo repetían el ritual del candado en otros puentes de otras ciudades.

Destinos románticos de San Valentín en Italia

Italia es uno de los destinos de viaje perfectos para disfrutar del Día de San Valentín, pero también para un viaje de luna de miel o para una escapada romántica en cualquier época del año.

Cada año son muchas las parejas que visitan el país para disfrutar de su amor en un entorno mágico y evocador. Roma, la ciudad eterna y la siempre romántica Venecia son algunas de las ciudades elegidas.

Pero la ciudad italiana del amor por excelencia es Verona, donde se encuentran entre otras cosas la Casa de Romeo y el Balcón de Julieta. Una ciudad que se engalana como pocas cada 14 de febrero para convertir el amor romántico en una fiesta grandiosa.

¿Quieres reservar una guía?

El contenido del artículo se adhiere a nuestros principios de ética editorial. Para notificar un error pincha aquí.

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*